A Denis Diderot –filósofo y escritor francés– le regalaron una bata roja. Eso cambió por completo su vida y lo arruinó financieramente.
El albornoz escarlata era tan diferente del resto de su ropa que Diderot se sintió obligado a renovar su armario para que estuviera a tono con la bata nueva. Luego tuvo que cambiar su vieja silla por un gran sofá de cuero. Cambiar el escritorio sencillo, por uno elegante. Luego el resto del mobiliario. Todo para que cada pieza estuviese a tono con el nuevo albornoz escarlata.
Source: Ecuador Economia

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Fill out this field
Fill out this field
Please enter a valid email address.

Menu