A las 06:00 Cornelio León salía de su finca en el recinto Las Palmas del cantón Pedro Carbo (Guayas). Por la vía –con sus 40 vacas– busca pasto o residuos de arroz y maíz para medio alimentarlas, esquivando peligros como la culebra matavacas que pone en riesgo su único capital. Así pasaba ocho horas al día.
Esta era su jornada hasta hace un año, ahora su ganado está seguro en corrales, practica el pastoreo racional y tiene pasturas para todo el año y sus vacas producen más leche al pasar de 3 litros a 10 litros.
Source: Ecuador Economia

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Fill out this field
Fill out this field
Please enter a valid email address.